[Hanasaku Iroha] Capítulo 6: Algo nuevo


¡Buenas! Esta semanita viene un poco más cargada de análisis, para ponerme al día en cuanto pueda. De veras, disculpadme con tanta tardanza, es lo que tiene no sacar un huequecito al día para hacer los análisis. Pero dejémonos de tonterías y pasemos a lo verdaderamente importante en esta entrada. Seguid leyendo si así lo deseáis.

Con este capítulo entramos en la mitad de la serie. Estos primeros seis capítulos nos han servido para conocer un poco mejor a los personajes, para presentar y resolver los primeros conflictos. Tal y como se plantean las cosas, es posible que dejen para más tarde conflictos de mayor peso argumental y dramático, como el conflicto de Satsuki con su madre, Shijima. O la relación entre Ohana y Minko, que aún parece bastante tensa a ratos.

Es la viva imagen de la versión joven de Carmen de Mairena

En este capítulo se tratan varios asuntos. No obstante, de todos ellos, uno sobresale por encima de los demás, erigiéndose como el hilo conductor de este capítulo seis. El asunto de especial relevancia implica directamente a la posada Kissui, sus paredes y sus empleados. Tras irrumpir en la posada de nuevo esa despampanante y repintada furcia amante de los negocios, vendrá con otra idea nueva para atraer más clientes. En primer lugar, podemos afirmar dos cosas: que ya ha pasado un mes desde que Ohana entró en la posada (recordemos que en el segundo capítulo Tomoe le enseña la posada y ahí está Takako con su pedazo de coche) y que la posada sufre de cierta escasez de clientes últimamente, por lo que han tenido que recurrir a lo más bajo para llamar la atención de sus clientes: vestir a las empleadas como putas (sin rodeos, oye). Sí, iban algo “recataditas”, pero los otros modelos que estaban expuestos en el maletín parecían sacados de un estudio de cine X. Ni qué decir tiene que Ohana aceptará. Creerá que todos los desafíos son dignos de ser tomados. No obstante, esa idea será finalmente desechada, debido a que no tendrá mucho éxito.

Jo, cómo me gustaría estrujarle los pomelos para sacarle todo su jugo...

También podremos ver a la dueña de la posada algo enfadada por la decisión de Takako de realizar esos cambios tan estrafalarios. No creo, sinceramente, que valore nada de lo que hace Takako. No obstante, podríamos afirmar que, si bien me acerco más a la postura de Shijima en este aspecto, cierto es que, como en todo, hay gustos y preferencias, y no hay una verdad universal sobre lo que es mejor para cada uno. Así que digamos que Takako, nuestra encantadora furcia amante de los negocios y con aires de prepotencia hizo lo que estuvo en sus manos a su manera. Le daremos el visto bueno.

La culpa es de las putas, que la visten como padres (¿?)

Hablando de lo mismo, podremos destacar, nuevamente, la aptitud de Ohana ante todo lo que suponga un reto. Tras haber recibido esos 20.000¥ (Unos 175 €) de manos de su abuela, ella se dirá a sí misma que a menos que haga algo útil para todos, no se sentirá merecedora de tal cantidad de dinero. Una chica con un afán de superación y unas ganas de ayudar al prójimo dignas de todo tipo de alabanzas. Siempre tiene una palabra que reconforta, siempre quiere ayudar, colaborar, ser de utilidad. Y pese a que se confunda o se equivoque, se esfuerza por mejorar. No obstante, llegará a la conclusión de que no todo reto tiene por qué ser bueno o útil.

Y tenía un pene así de gordo...

¡¡PERO SI TOHRU QUIERE ESTRUJARTE LAS CEREZAS A TI Y NO A MÍ, SO GUARRA!! (pensamiento de Minko)

Retomando el hilo principal, puedo destacar nuevamente el conflicto que parece surgir entre Enishi y su madre. Mientras él trata de hacer lo que está en sus manos para darle un nuevo toque de frescor a la posada, ella se negará en rotundo. Los conflictos generacionales son muy frecuentes. Los choques entre “nuevo” y “antiguo”, entre padres e hijos es algo que a todo el mundo le ha pasado. Estos conflictos suelen ser algo complejos de tratar, ya que cada una de las partes puede tener sus motivos para defender lo que hace o lo que piensa (según el radicalismo de los mismos, claro está). Como veremos posteriormente, Hanasaku Iroha nos da nuevamente una lección de humildad a todos aquellos amantes de la novedad, lo nuevo, lo reciente, lo inmediato. Los avances tecnológicos son muchos y muy variopintos, y se actualizan con frecuencia. En esta sociedad de consumo en la que vivimos está socialmente aceptado el tener lo más nuevo en nuestras manos, llegando a discriminar a aquellos que no lo tienen. Ohana tendrá una idea que sorprenderá hasta a su propia abuela: decidirá usar esos viejos kimonos que tenía Shijima guardados en un lugar de la posada. Con esto, lo que Hanasaku nos enseña es que muchas veces, todo lo que nos resulte nuevo no tiene por qué ser lo mejor. El avance no tiene porqué consistir siempre en superponer lo nuevo a lo que ya no lo es tanto. El avanzar podría ser el proceso a través del cuál nos dirigimos hacia un futuro (incierto) en el que lo nuevo y lo menos nuevo puedan ir cogido de las manos. Avanzar no es discriminar lo viejo en pos de lo nuevo, es encontrar una forma original de combinar ambos, de hacerlos complementarios. Ohana consigue sorprender a todos los clientes de la posada por ese kimono tan curioso que una vez vistió su abuela. A otros, incluso les vendrá un ataque de nostalgia. No sabemos bien si tendrá el efecto deseado, pero es necesario intentarlo. No podemos rendirnos antes de haberlo intentado. Y eso también podemos tomarlo como consejo.

Shijima se lía un buen porro delante de su nieta. Menudo ejemplo...

Finalmente, remarcar dos aspectos: uno curioso y otro relativo a posibles hechos que puedan ir desencadenándose. En el primero, podemos ver que, entre Sui Shijima y su nieta, Ohana, existe también algunos rasgos de su personalidad que pueden ser similares. Como bien dijo un cliente a Shijima mientras observaba el kimono de Ohana, de joven ella también quiso hacer algo nuevo, aunque su marido no estuviese muy de acuerdo. En este aspecto, tanto Sui como Ohana coinciden, o coincidían: la joven Sui pensaba que introducir algún cambio o novedad podría ser interesante para el bien de la posada. No sabemos si la Sui anciana pensará lo mismo.

Matadme, pero cada vez me resulta más entrañable Shijima...

Lo segundo será el hecho de que Tohru se quedase embobado y mirando de reojo a Ohana mientras esta charlaba animosamente con sus compañeras sobre los vestidos que iban a ponerse. Este hecho puede interpretarse como una posible atracción entre Tohru y la joven Ohana. Como ya creo que Minko intuye algo, si llega a ser cierto, puede armarse una buena en la posada. Quizás, como ya he dicho, se deje para el último tramo de la serie, para darle un matiz más dramático. Los capítulos hablarán.

Este capítulo nos enseña:

  • Que debemos tener en cuenta siempre nuestro pasado, pues es el legado que nos llega al presente y debemos atesorar en nuestro futuro.
  • Lo nuevo no siempre implica ser mejor que lo menos nuevo. No todos los cambios o novedades tienen por qué ser provechosos para todos.

Y ahora, ronda de preguntas. La cosa parece que va avanzando, pero aún tienen que surgir otras más, y resolverse otras cuantas. Por ahora estoy satisfecho con su desarrollo.

1. ¿Por qué se lleva Satsuki tan mal con su madre?
2. ¿Qué sucederá con Kou y Ohana? Ohana parece no estar muy clara por los verdaderos sentimientos que siente hacia Kou. Ella misma se replantea sus sentimientos hacia Kou; ¿es o no es amor?
3. ¿Hay alguna razón por la cual Enishi y Satsuki chocaban un poco?
4. ¿Quién es esa despampanante mujer del coche rojo? Es Takako, una asesora de negocios, que viene una vez al mes a la posada a sugerir posibles cambios que puedan introducirse para revitalizarla.
5. ¿Por qué tiene tan mala fama Satsuki en la posada?
6. ¿Por qué Minko es tan fría con Ohana?
7. ¿Qué tipo de problema hubo entre la abuela de Ohana y su madre?
8. ¿Qué ha llevado a la abuela de Ohana a comportarse de esa forma tan fría y rancia? No creo que esa sea su personalidad real. Simplemente, es severa. Si fuese una rancia no creo que sonriese mucho.
9. ¿Podrá sobrellevar Ohana estudio y trabajo?
10. ¿Qué razones llevan a una niña de 16 años como Minko a vivir en una posada? Quiere convertirse en una buena cocinera, y por ello ha recurrido a entrar a trabajar en esa posada, pese al impedimento inicial de sus padres.
11. ¿Por qué Satsuki es una madre tan descuidada en algunos aspectos?
12. ¿Por qué Nako es tan sumamente nerviosa y se entrecorta constantemente? ¿Le pasa algo con Ohana? Debido a su “miedo” a mantener contacto con gente poco conocida. Con los demás de la posada se comporta de forma más o menos relajada. Esta actitud de Nako hacia Ohana irá empezando a remitir.
13. ¿Qué pasará con el escritor pervertido? Tras descubrirse la verdad, huirá y montará un numerito que casi le cuesta la vida. Para pagar las facturas, acabará trabajando en la posada.
14. ¿Cómo era el padre de Ohana?
15. ¿Quién fue el marido de Shijima, ya fallecido?
16. ¿Por qué entró Nako a trabajar en la posada Hissui? Porque quería cambiar, ya que de pequeña era una chica muy tímida y retraída. Pensó que si entraba a trabajar, su timidez inicial hacia otras personas iría desapareciendo.
17. ¿Afectará a Minko el ver cómo Tohru (supuestamente) salía con Yuina? Le afectó, pero sólo temporalmente. Al final, se resuelve el malentendido: Tohru fue allí a cubrir una baja, y fue a dar una vuelta con Yuina porque a esta le apeteció.
18. ¿Surgió o surgirá alguna rencilla entre ambas posadas? Por alguna razón, tengo esa sensación, pero no estoy seguro.
19. ¿Siente Tohru algo por Ohana?
20. ¿Surgirán problemas económicos de algún tipo en la posada?

Y, para terminar, nuestro pequeño rincón donde voy anotando todos los detalles de los personajes, su evolución, aspectos sobre su personalidad que se van desvelando, etc.

Shijima (la abuela de Ohana)

(Cap. 3): Nos muestra un rostro más amable al decir todas esas cosas bonitas sobre la esperanza y las oportunidades.

(Cap. 5): Vemos que, en realidad, no es tan “arpía” como un puede pensar en un principio. Es severa y firme, pero no por ello tiene que ser una mala persona.

Nako

(Cap. 3): Vemos realizar un acto de valentía al ir a salvar a Jiroumaru. Su postura hacia Ohana se abrirá un poco, aceptando que se equivocó al no enseñarle bien las tareas de una empleada a Ohana.

(Cap. 4): Le cuenta a Ohana la razón por la que entró a trabajar en la posada. Juntas comenzarán a llamarse por apodos. Vemos a una Nako más abierta con Ohana.

Jiroumaru

(Cap. 3): Su pesimismo se verá borrado gracias a las reconfortantes palabras de Ohana. Promete trabaja en la posada para pagar sus deudas.

(Cap. 5): Se dispone a recabar información sobre la “misteriosa desaparición de Tohru”. Llegará a pensar que es mejor escritor para novelas detestivescas que para novelas eróticas.


Minko

(Cap. 4): Sigue como al principio, pero su relación con Ohana se resiente, al criticar Ohana a Tohru. Está cabreada.

(Cap. 5): La actitud que toma frente a la vuelta de Tohru es clara, ya que se alegra. Se comporta de una forma menos cruel con Ohana al final del capítulo, como “recompensa” por haber visto el esfuerzo que Ohana ha realizado para solucionarlo todo, aunque en realidad no hubiera nada que solucionar.

(Cap.6): Como siempre, pero ahora se plantea un dilema, en el cuál no sabe qué hacer, ya que cree que a Tohru le puede gustar Ohana.

Ohana

(Cap. 4): No evoluciona como tal, pero comenzará a fraguarse en su interior un debate sobre lo que cree que puede sentir por Kou-chan. Su relación con Nako mejorará.

(Cap. 5): Vemos que es capaz de hacer lo que sea por tal de solucionar los problemas de los demás y, de paso, los suyos propios. Vuelve a mencionar a Kou y reflexiona brevemente sobre lo que siente por él.

Enishi

(Cap. 6) Descubre, gracias a la ayuda de Ohana, que no siempre tiene que llevarse a cabo innovaciones que rompan con lo anterior y que, además, introducir algún elemento nuevo no tiene por qué ser beneficioso necesariamente.

El segundo Ending da inicio al segundo tramo de la serie, ¿qué más nos esperará?

Publicado el mayo 26, 2011 en Análisis/Reseñas, Anime y etiquetado en . Guarda el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. xDDDDDDD Carmen xDDD Tio lo de los pomelos… xDDDDDD Estrújaselo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: